miércoles, noviembre 12, 2008

¿Qué puedo hacer con Twitter?

Un twittero de pro nunca se haría esta pregunta, quien se le hace es porque se resiste a creer que, entretenimiento a parte, alguna utilidad profesional tenga. Reconozco que hasta una cercana fecha no lo veía ninguna, a veces la endogamia nos impide ver que lo que tenemos delante. Estos días de atrás me planteé la remota posibilidad de trabajar en un nuevo proyecto que nos llega allende los mares, y del que alguna cuenta di hace unos meses en esta bitácora. Examine de nuevo los twitters de Hora 25 y La Ventana, la posibilidad de funcionar como una red de intercambio para un uso específico.

El modelo (seré breve porque sólo tengo referencias verbales) se centra en que cada alumno tenga su tutor y su itinerario. Parte de una concepción muy vigotskyana, la relevancia de los conocimientos y competencias previas. El desarrollo del plan del alumno no está sometido a la tiranía del calendario (examino, repito, paso...), puede realizar dos cursos en tres años o viceversa. En segundo lugar destacaría que no es un proyecto pensado a la baja sino en la excelencia, que se consigue cuando se terminan con éxito todas las tareas. Y en tercero, la gestión que tiene que aprender a hacer el alumno de su constante actividad, no existe la frontera de estudio y deberes.
Todo ello descansa en un uso intensivo de las TIC, un entorno o plataforma que plasma el trabajo y sirve para la comunicación con el tutor y profesores. Se entiende bien, si referimos que en uno de los centros donde se aplica (lo que no significa que sea un sistema elitista) hay un grupo de estudiantes que se preparan como deportistas de alto nivel, y esta metodología les permite ausentarse durante de semanas del centro sin merma de sus estudios. Por cierto, en Vizcaya tenemos dos centros alto rendimiento deportivo que probablemente estarían encantados de escolarizar a sus pupilos en condiciones tan bien adaptadas.

Explicado así, con un margen riesgo al error a nadie se le escapa la dificultad de trasladarlo a nuestro sistema curricular tan disciplinar y jerárquico, pero eso mismo es lo que me fascina y me parece rompedor: el principio de actividad del alumno, la coherencia entre la base pedagógica y metodológica, y el papel que juegan las TIC. Este alto nivel de riesgo es lo que me llevó a pensar en Twitter, se me ocurrió que podría ser el lugar de referencia donde abrir un espacio que reflejara la actividad y sirviera de comunicación ágil entre los propios profesores que participaran en la experiencia, los responsables institucionales, y quien asesora la puesta en marcha, superando las poco dinámicas vías tradicionales de información y coordinación para poner coto a los miedos y recelos propios de lo novedoso.

Este tipo de proyectos que suponen cambios importantes son los más atractivos para las instituciones y los asesores (el que provengan de latitudes lejanas puede ser otro plus), pero también son los que más riesgos entrañan en cuanto a la posibilidad de éxito, aspecto especialmente relevante para el asesor si se convierte en eje de su trabajo. Entrados en harina, el centro suele tender a protegerse frente a la incertidumbre de forma conservadora, ante las resistencias primero se acota más él ámbito y se alargan plazos, hasta aquí de acuerdo, pero si se sigue por mermar la consistencia nunca se produce el punto crítico de cambio, y menos el de no retorno. Tomada esta última senda Twitter no cambia el resultado, aunque si ayudar a prevenirla y dar una nueva dimensión con la participación en red.


Suscríbete

3 comentarios:

Lucia dijo...

Cada red social puede ser una herramienta maravillosa o simplemente el pasatiempo de un cotilla o un ligón/a.

Las Nuevas Tecnologías estan para que su uso racional y adaptado, sepa sacar de ellas el máximo rendimiento o dejarlas simplemente en la herramienta de adolescentes o desocupados para pasar el rato.

Esa es la cara y cruz de Twitter, Facebook o twenty.

Me parece muy enriquecedor el uso que podría hacerse de twitter segun describes en tu post.

No debes tener duda, de que en algunas ocasiones, twitter ha servido para retransmitir en directo anotaciones sobre Congresos Políticos, Educativos y (entrando en lo anecdótico)hasta partidos de futbol.

Su inmediatez y cercania lo hacen un medio muy eficaz.

Claro que para este uso tienes que tener la red trazada,los contactos hechos y la audiencia requerida.No es un trabajo de un momento.

De Facebbok, tambien hay numerosos ejemplos de cual puede ser su poder de convocatoria y propaganda por ejemplo en una campaña politica, como en convocar una fiesta multitudinaria que acabó en un caos (como ocurrió hace poco en USA).

Me ha gustado el interrogante de tu post, hace pensar y reflexionar.

Herramientas, si, pero sabiendo bien cual quiere ser el uso que se le dé y si estan bien configuradas y trabajadas para su éxito final.

Un saludo.

Miguel L. Vidal dijo...

Gracias por tu comentario, creo que conoces bien el tema de las herramientas sociales.

Mikel Agirregabiria dijo...

Miguel Luis:

Ahora sí lo he leído más despacio...

Encierra distintas propuestas el post, a través de Twitter o de otras redes.

Necesitamos una experimentación con algo tan sencillo como Twitter. Intuyo que nos sorprendería...